PALEOATOMICAS 1.0.

Las primeras ciudades de la historia

En el Diluvio, una civilización fue destruida en un incalculable valor real. La tradición hebrea estima que la población del mundo ante-diluviano “sumaba millones”. Se dice que Adán inventó setenta idiomas; Caín, su hijo, construyó ciudades y monumentos, y gobernó sobre los reyes. Estos eran representativos de generaciones. Según las leyendas hebreas, el Diluvio y su tiempo ya habían sido predichos por Enoc, y aun generaciones más antiguas, se dice que erigieron lápidas con cálculos astronómicos y calendarios, prediciendo la catástrofe.(1). Este podría haber sido un conocimiento de años, meses, y de los períodos de los cometas que generaciones más remotas habían adquirido.

Estaba en la armonía y desarmonía celestial que los secretos de los levantamientos pudieron haberse concebido. La ciencia de las veces en las cuales podría regresar la calamidad y caer sobre nuestra Tierra era cultivado entre pueblos que tenían un vívido recuerdo de los días de infortunio o de escape afortunado.

Se dice de los hijos de Seth, el hijo de Adán, que ellos fueron los inventores de esa clase peculiar de sabiduría que se preocupa por los cuerpos celestes y su orden.

Y que sus invenciones no podrían perderse antes de ser lo suficientemente conocidos. Ellos hicieron dos pilares sobre la predicción de Adán, de que el mundo sería destruido una vez por la fuerza del fuego y otra vez por la violencia y cantidad de agua.

Uno era de ladrillo, el otro de piedra, y ellos inscribieron sus descubrimientos en ambos, que en el caso del pilar de ladrillo sería destruido por el diluvio, el pilar de piedra podría permanecer, y exhibir estos descubrimientos a la humanidad y también informarles que hubo otro pilar, de ladrillo, erigido por ellos. (2)

Esto significa aquel pilar con los cálculos de calendario y astronómicos fue hecho de conocimiento pública en esa edad tan temprana. Según el Agada, fue el piadoso Enoc (la séptima generación) quien logró el conocimiento más profundo del secreto celestial. Él era el hombre que “caminó con Dios: y él no fue más; pues Dios lo tomó. (3)” En esta ascensión al cielo, fue llevado el hombre que más de cualquier otro conocía del plan del mundo y de su creación. Enoc fue un gran hombre de su generación.

Reyes y príncipes, no menos de cien y treinta en el número, se congregaron acerca de él, y se sometieron a su dominio, para ser enseñados y guiados por él. Paz reinó así sobre el mundo entero durante todos los doscientos y cuarenta tres años que prevaleció la influencia de Enoc.

En la historia de la ascensión de Enoc, se dice que él predijo el desastre.

Enoc fue llevado a los cielos en un carro ardiente, tirado por corceles ardientes. El día después de esto, los reyes que habían regresado en buen tiempo enviaron mensajeros a que inquirieran sobre el destino de los hombres que se habían negado a separarse de Enoc, porque ellos habían notado el número de ellos. Ellos encontraron nieve y grandes piedras de granizo en el lugar desde donde Enoc había subido, y, cuando ellos investigaron abajo, descubrieron los cuerpos de todos los que se habían quedado detrás con Enoc; solo él no estaba entre ellos: él estaba en lo alto, en el cielo.

Lo que Agada quiere decir es que un ser humano— uno dotado con “la sabiduría más grande acerca de los cuerpos celestes y su orden”, fue llevado lejos una ardiente tormenta que mató a muchos, trajo nieve y meteoritos, y que había sido predicha por aquel que desapareció.

Algún conocimiento exacto sobre la revolución de los cuerpos en el cielo es descrito aquí a las generaciones antediluvianas.

Referencias

1. Se dice que el período real de gracia no duró siete días, sino que 120 años. Durante este tiempo, el diluvio estaba sobre la humanidad como una amenaza. (Sanhedrin 108b)
2. José, Antigüedades de los Judíos II. 8, prestado por Yashar Bereshit 10a.
3. Génesis 5. 24.

Mahabalipuram

Hay leyendas que sitúan a las primeras ciudades en distintos lugares y en diferentes tiempos. Actualmente y con los medios necesarios los investigadores siguen los datos de esas leyendas y creen haber encontrado en Tamil Nadu,en la costa este de la India, Mahabalipuram, una ciudad desaparecida bajo las aguas del océano hace 12.000 años.

Se sigue buscando un continente desaparecido hace 12.000 años, La Atlántida, mencionada y descrita por primera vez en los Diálogos de Platón, situada frente a las Columnas de Hércules. La Atlántida, y una ciudad cuya acrópolis edificada sobre una montaña contaba con el Palacio Real y el templo de Poseidón.

Se ha encontrado a escasos kilómetros de la isla Yonaguni, una ciudad sumergida que tiene 10.000 años de antigüedad, esta sería una de las ciudades mas antiguas del planeta y que podría corresponder a la civilización Mu,la más avanzada y anterior a la edad de piedra.

Atlántida

La ciudad perdida de Cuba, que abarca más de 20 kilómetros cuadrados conocida como Mega que podría tener más de 6.000 años, está situada a 4 kms. de la punta occidental de Cuba y a más de 800 metros bajo la superficie del mar.

Pero fue hace 8.000 años a. de C. cuando aparecieron los primeros núcleos de población asociados a las primeras culturas neolíticas. Çatal Höyük, Turquía, fue una ciudad construida en adobe, vigas de madera, y barro apisonado sobre esteras vegetales, no tenían puertas ni calles, la gente circulaba por las terrazas y el acceso a las viviendas se hacía por agujeros en el tejado utilizando escaleras, Çayönü 7.200 años a. de C, Hacilar 6.500 años a. de C, en Mesopotamia encontramos Eridu, Ur, Uruk y Lagash, de hace 4.000 años a. de C.

EL CONTINENTE PERDIDO DE KUMARI KANDAM

El Continente Perdido de Kumari Kandam

La mayoría de la gente está familiarizada con la historia de la Atlántida, la legendaria ciudad sumergida según lo descrito por el filósofo griego Platón. Hasta este día, la opinión sigue dividida en cuanto a si esta historia se debe entender literalmente o tomado simplemente como un moraleja. Más al este, en el subcontinente de la India existe una historia similar, aunque probablemente es menos conocido en comparación con la de la Atlántida. Este es el "continente perdido" de Lemuria, conectado con frecuencia a la leyenda de Kumari Kandam por los hablantes de la lengua Tamil.

El término Lemuria tiene sus orígenes en la última parte del siglo 19. El geólogo Inglés Philip Sclater estaba desconcertado por la presencia de fósiles de lémures en Madagascar y la India pero no en el continente africano y el Oriente Medio. Así, en su artículo de 1864 titulado ‘Los mamíferos de Madagascar’, Sclater propuso que Madagascar y la India fueron una vez parte de un continente más grande, y llamaron a esta masa faltante ‘Lemuria’. La teoría de Sclater fue aceptada por la comunidad científica de la época ya que explica la forma en que los lémures podría haber migrado desde Madagascar a la India o viceversa en los tiempos antiguos. Con la aparición de los conceptos modernos de la deriva y la tectónica de placas continentales, la proposición de Sclater de un continente sumergido ya no era sostenible. Sin embargo, la idea de un continente perdido se negaba a morir, y algunos todavía creen que Lemuria fue un continente real que existía en el pasado.

kumari-kandam-depiction.jpgRepresentación artística de Kumari Kandam

Uno de estos grupos es el de los Nacionalistas Tamiles. El término Kumari Kandam apareció por primera vez en el siglo 15 en el Kanda Puranam, la versión tamil del Skanda Puranam. Sin embargo, las historias sobre una antigua tierra sumergida por el Océano Índico se han registrado en muchas obras literarias tamiles anteriores. Según los relatos, había una porción de tierra que una vez fue gobernado por los reyes Pandiyan y fue tragado por el mar. Cuando narrativas sobre Lemuria llegaron a la India colonial, el país estaba pasando por un período donde el folclore estaba empezando a permear el conocimiento histórico como hechos. Como resultado, Lemuria se equiparó rápidamente con Kumari Kandam.

La historia de Kumari Kandam no se considera sólo una historia, sino parece estar cargado de sentimientos nacionalistas. Se ha afirmado que los reyes Pandiyan de Kumari Kandam eran los gobernantes de todo el continente indio, y que la civilización Tamil es la civilización más antigua del mundo. Cuando Kumari Kandam fue sumergido, sus habitantes fueron repartidos por todo el mundo y fundaron varias civilizaciones, por lo tanto, de aquí la afirmación de que el continente perdido también fue la cuna de la civilización humana.

Así que, ¿cuánto hay de verdad en la historia de Kumari Kandam? De acuerdo con investigadores del Instituto Nacional de Oceanografía de la India, el nivel del mar era más bajo en aproximadamente 100 m hace 14.500 años y alrededor de 60 m hace 10.000 años. Por lo tanto, es muy posible que una vez hubo un puente de tierra que conectaba la isla de Sri Lanka a la India continental. A medida que el ritmo del calentamiento global aumentó entre hace 12.000 y 10.000 años, los crecientes niveles del mar provocaron inundaciones periódicas. Esto habría sumergido poblados prehistóricos que se encontraban en los alrededores de las zonas costeras bajas de la India y Sri Lanka. Las historias de estos eventos catastróficos pueden haber sido transmitidas oralmente de una generación a otra y finalmente anotado como la historia de Kumari Kandam.

Una pieza de evidencia utilizada para apoyar la existencia de Kumari Kandam es el Puente de Adán (también llamado Puente de Rama), una cadena de bancos de piedra caliza compuestos de arena, limo y pequeños guijarros situada en el estrecho de Palk que se extiende 30 kilómetros desde la India continental hasta Sri Lanka. Esta franja de tierra una vez se creía que era una formación natural, sin embargo, otros argumentan que las imágenes tomadas por un satélite de la NASA muestran que esta formación de tierra es un largo puente bajo la superficie del océano actualmente en ruinas.

Kumari%2BKandam%2Bcontinete%2Bpuente.jpgMapa muestra el Puente de Adán entre la India y Sri Lanka

La existencia de un puente en esta ubicación también es apoyada por otra antigua leyenda. El Ramayana cuenta la historia de Sita, la esposa de Rama, cautiva en la isla de Lanka. Rama encargo un masivo proyecto de construcción para construir un puente para el transporte de su ejército de Vanara (hombre mono) a través del océano a Lanka.

Como con la mayoría de los llamados mitos, parece probable que al menos hay algo de verdad en las antiguas leyendas tamiles de Kumari Kandam, pero hasta qué punto, aún no se ha determinado.

EXPLOSIÓN ATÓMICA DESTRUYÓ CIUDAD HACE 4000 AÑOS

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

"Ahora me estoy convertido en la muerte, el destructor de mundos." — el Bhagavad Gita

Siete años después de los ensayos nucleares en Alamogordo, Nuevo México, el Dr. J. Robert Oppenheimer, el padre de la bomba atómica, estaba dando conferencias en una Universidad cuando un estudiante preguntó si existían otras pruebas atómicas de los Estados Unidos antes de Alamogordo.

"Sí, en los tiempos modernos," respondió.

La sentencia, enigmática e incomprensible a la vez, era realmente una alusión a los antiguos textos hindúes que describen una catástrofe apocalíptica que no se correlacionan con otros fenómenos conocidos o erupciones volcánicas. Oppenheimer, quien estudió con avidez el Sánscrito antiguo, sin duda se refería a un pasaje en "El Bhagavad Gita" que describe un desastre global causado por "un arma desconocida, un rayo de hierro".

Aunque puede ser alarmante para la comunidad científica el hablar de la existencia de armas atómicas antes del ciclo actual de la civilización, evidencia de este fenómeno parece susurrar sus versos en todos los rincones del planeta.

Cristal del desierto

Esta evidencia proviene no sólo de los versículos hindúes, sino también de amplias extensiones de fragmentos de vidrio fundido diseminadas en muchos desiertos del mundo. Cristales de silicio, curiosamente moldeados, se asemejan notablemente a los mismos fragmentos encontrados después de las explosiones nucleares en el sitio de pruebas atómica de White Sands en Alamogordo.

En diciembre de 1932, Patrick Clayton, un topógrafo de la Egyptian Geological Survey, condujo entre las dunas del gran mar de arena, cerca de la meseta de Saad en Egipto, cuando oyó que algo se trituraba debajo de las ruedas. Cuando examinó lo que estaba causando el sonido, encontró grandes trozos de vidrio en la arena.

El hallazgo atrajo la atención de geólogos del mundo y plantó la semilla para uno de los mayores enigmas científicos modernos. ¿Qué fenómeno podría ser capaz de elevar la temperatura de la arena del desierto a por lo menos 3.300 grados Fahrenheit, en hojas grandes de vidrio fundido de color amarillo-verde?
Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Mientras pasaba a través White Sands missile range de Alamogordo, Albion W. Hart, uno de los primeros ingenieros en graduarse en el Massachusetts Institute of Technology, observo que los trozos de vidrio dejados por las pruebas nucleares eran idénticas a las formaciones que se observó en el desierto africano hace 50 años atrás. Sin embargo, la extensión del material fundido en el desierto requeriría que la explosión sea 10.000 veces más potente que la observada en Nuevo México.

Muchos científicos han intentado explicar la dispersión de grandes rocas de vidrio en los desiertos de Libia, el Sahara, Mojave y muchos otros lugares del mundo, como producto de impactos de algún meteorito gigantesco. Sin embargo, debido a la ausencia de cráteres en el desierto que lo acompañen, la teoría no se sostiene. Imágenes de satélite ni sonar ha sido capaz de encontrar algún agujero.

Además, las rocas de cristal se encuentra en el desierto de Libia presentan un grado de transparencia y pureza de 99% que no es típico en las fusiones que se generan el las caídas de meteoritos, en el que hierro y otros materiales son mezclados con el silicio fundido después del impacto.

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Aún así, los científicos han propuesto que los meteoritos que causo las rocas de cristal podrían haber explotado varios kilómetros sobre la superficie de la Tierra, relacionadolo con el evento de Tunguska, o simplemente rebotó de tal manera que se llevaron consigo la evidencia de los efectos, pero dejando el calor de la fricción.

Sin embargo, esto no explica cómo dos de las áreas que se encuentran muy cerca en el desierto de Libia muestran el mismo patrón: la probabilidad de dos impactos de meteorito tan cerca es muy baja. Ni explicar la ausencia de agua en las muestras de tectita cuando estas áreas de impacto se pensaban que estaban cubiertas hace unos 14.000 años.

Catástrofe nuclear en Mohenjo Daro

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Una antigua ciudad, densamente poblada en Pakistán, fue destruida instantáneamente, 5000 años antes de Cristo por una increíble explosión que sólo pudo haber sido causada por una bomba atómica.

Ésa es la conclusión de un investigador británico, David Davenport que se pasó 12 años estudiando las antiguas escrituras hindúes y la evidencia en el sitio dónde la gran ciudad – Mohenjo Daro estuvo alguna vez de pie.

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años
Lord David William Davenport (izquierda) con Ettore Vicenti (derecha), en Pakistán

Lo que se encontró en el sitio de Mohenjo Daro corresponde exactamente a Nagasaki, declaró Davenport, quien publicó sus sorprendentes resultados en un asombroso libro "Destrucción Atómica en el 4000 B.C." (Milán, Italia, 1979). Había un epicentro como de 50 yardas de ancho, donde todo fue cristalizado, fundido o derretido, dijo.

A sesenta yardas del centro, los ladrillos están fundidos en un lado, indicando una explosión. El horrible y misterioso evento de hace 4,000 años, que derribó Mohenjo Daro, fue grabado en un antiguo manuscrito hindú llamado Mahabharata, que ha sido custodiado por santos varones durante siglos:

be_atomicexplosion.jpgHumo blanco caliente, que era mil veces más luminoso que el sol subió en brillo infinito y redujo la ciudad a cenizas, se lee en el relato. El agua hirvió …caballos y carrozas de guerra fueron quemados por los miles.. . los cadáveres de los caídos fueron mutilados por el terrible calor, tanto que ya no parecían como seres humanos…

La descripción concluye: ‘era una vista terrible de ver… nunca antes hemos visto un arma tan terrible.’

Basado en sus estudios de muchos manuscritos antiguos, Davenport cree que el fin de Mohenjo Daro estaba vinculado a un estado de guerra entre los arios y los mongoles. Los Arios controlaban regiones donde alienígenas espaciales ANUNNAKIS minaban minerales y explotaban otros recursos naturales, cree él.

Porque era una ciudad mongol, los alienígenas habían estado de acuerdo en destruir Mohenjo Daro en nombre de los arios. Los alienígenas necesitaban la amistad de los reyes arios para poder continuar con su búsqueda e investigación, explicó Davenport.

Ruinas de Mohenjo Daro

Los textos nos dicen que a los 30,000 habitantes les dieron siete días para evacuar – una clara advertencia que todo estaba por ser destruido. Obviamente, algunas personas no consideraron la advertencia, porque en 1927 fueron encontrados 44 esqueletos humanos allí, sólo unos años después de que la ciudad fue descubierta.

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Explosión atómica destruyó ciudad hace 4000 años

Todos los esqueletos estaban allanados a tierra. Por ejemplo, se encontraron un padre, madre y niño allanados en la calle, con la cara hacia el suelo, todavía sosteniéndose las manos. Interesantemente, los textos antiguos se refieren repetidamente a los Vimanas, o carros volantes que vuelan con su propio poder, agregó.

David Davenport (1996), quien pasó 12 años estudiando las antiguas escrituras hindúes y la evidencia en el sitio antiguo de Mohenjo-Daro, declaró en 1996 que la ciudad fue instantáneamente destruida alrededor del 2,000 A.C. Las ruinas de la ciudad revelan el epicentro de la explosión que mide 50 yardas de ancho.

En esta ubicación, todo estaba cristalizado, fundido o derretido. A sesenta yardas del centro, los ladrillos fueron fundidos de un lado, lo que indica una explosión… el horrible evento misterioso de hace 4,000 años fue grabado en el Mahabharata.

La intrigante teoría de Davenport se ha encontrado con intenso interés en la comunidad científica. El nacionalmente conocido especialista William Sturm dijo: ‘la fusión de ladrillos en Mohenjo Daro no podría haber sido causada por un fuego normal…’El Profesor Antonio Castellani, ingeniero espacial en Roma, agregó:‘es posible que lo que pasó a Mohenjo Daro no fuera un fenómeno natural…’

Muchos historiadores dicen que hubo una guerra nulear en la antigüedad mientras otros dicen que no. Según, mi investigación creo que existió una guerra nuclear en la antigüedad. No hay ninguna indicación de una erupción volcánica en mohenjodaro o en otras ciudades, que haya generado tal intenso calor como para derretir vasijas de barro, eso sólo puede explicarse por la explosión atómica o algunas otros armas desconocidas.

En el lejano pasado, extraterrestres o una civilización perdida como Atlantis detonaron armas nucleares, produciendo terrible devastación. Este desastre se registró en la Biblia, escrituras hindúes y mitologías del mundo. Sodoma y Gomorra sintieron el aguijón de las armas nucleares cuando "el Señor hizo llover azufre y fuego sobre Sodoma y Gomorra, el Señor de los cielos" (Génesis 19:24-25).

El antiguo Mahabharata hindú describe que un "único proyectil cargado con todo el poder del universo. Una columna incandescente de humo y llamas brillantes como 10 mil soles se elevó en todo su esplendor". Esto suena como relatos de bombas nucleares cayendo desde arriba. Así que, ¿Detonaron armas nucleares en la antigüedad? Todas las evidencias indican que sí.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra

Sodoma y Gomorra son probablemente las dos ciudades más infames que ha existido, el nombre de una habiéndose establecido en el idioma español en un término que evidencia una imagen imperecedera de la maldad: la sodomía. A pesar que su notoria imagen persiste, las ciudades se han perdido durante milenios, y sólo en los últimos años los sitios han sido tentativamente identificados.

El Mar Muerto está contenido dentro de un bloque hundido confinado por dos fallas geológicas paralelas, una configuración indicativo de un origen catastrófico. La depresión no fue creada por la acción del agua, y el "Mar" no es realmente un mar pero es un lago sin salida al mar. La ciencia ortodoxa nos dice que durante la época del Mioceno (de 7 millones a 26 millones de años), el levantamiento del fondo del mar Mediterráneo había producido las estructuras plegadas que causó las fracturas formando la depresión del Mar Muerto.

La destrucción de Sodoma y Gomorra probablemente no fue un evento aislado. Su suerte, atestiguada por más de un registro antiguo, ofrece un poco más de testimonio para una mayor verificación de la creencia de que la Tierra no ha sido el insular planeta estable por lo general tipificado, sino que ha sido marcado desde arriba por más que solo rocas cayendo.

Sodoma y Gomorra, el Hiroshima y Nagasaki de hace 4000 años

Entonces Jehová le dijo: Por cuanto el clamor contra Sodoma y Gomorra se aumenta más y más, y el pecado de ellos se ha agravado en extremo. Entonces Jehová hizo llover sobre Sodoma y sobre Gomorra azufre y fuego de parte de Jehová desde los cielos; y destruyó las ciudades, y toda aquella llanura, con todos los moradores de aquellas ciudades, y el fruto de la tierra. Entonces la mujer de Lot miró atrás, a espaldas de él, y se volvió estatua de sal. Y miró hacia Sodoma y Gomorra, y hacia toda la tierra de aquella llanura miró; y he aquí que el humo subía de la tierra como el humo de un horno.

(Génesis 18:20; 19:24-26.28)

Este pasaje bíblico ha llegado a personificar el poder destructivo de la ira de Dios visitando aquellos lugares llenos de pecado. La Biblia es muy específica sobre el sitio de Sodoma y Gomorra además de otros pueblos; ellos estaban en el Valle de Sidim, que estaba situado en el extremo sur del Mar de Sal (ahora llamado el Mar Muerto). Otras pueblos de la zona, según la Biblia, fueron Adma, Zoar y Zeboim (Génesis 14:2). A fines de la edad media, una ciudad llamada Zoar existió en el área.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y GomorraApocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
El Mar Muerto esta a 394 metros por debajo del nivel del mar y al menos de 365 metros de profundidad. El fondo del mar es por lo tanto es aproximadamente 762 metros por debajo del nivel del Mediterráneo. Aproximadamente el 25 por ciento del agua del Mar Muerto se compone de ingredientes sólidos, sobre todo el cloruro de sodio. El agua de mar normal es de alrededor de 4,6% sal. El Jordán y muchos ríos más pequeños se vierten en esta cuenca, que no tiene desembocadura. Lo que sus afluentes traen a él en el camino son sustancias químicas que permanezcan depositadas en 500 kilómetros cuadrados del Mar Muerto. La evaporación bajo el sol abrasador se lleva a cabo en la superficie del mar a una velocidad de más de 230 millones de pies cúbicos por día. Según la tradición árabe hay tantos gases venenosos que salen del lago que las aves no podrían volar a través de él, ya que ellos morirían antes de llegar al otro lado.

El Mar Muerto fue explorado por primera vez en los tiempos modernos en 1848 cuando W. F. Lynch, un geólogo estadounidense, dirigió una expedición. Él llevó por tierra desde sus buques de investigación del gobierno dos botes metálicos, que él sujetó en carros grandes con ruedas. Tirado por un largo equipo de caballos, su expedición alcanzó el Mar Muerto algunos meses más tarde. Lynch y su equipo descubrieron que las tradiciones eran correctas, en que un hombre no podría hundirse en el mar. También inspeccionaron el lago, observando su profundidad inusual y el área superficial o "lengua" en el extremo sur del lago. Esta zona es probablemente donde se encontraba el Valle de Sidim y las cinco ciudades que existieron. Es posible observar bosques enteros de árboles con sal bajo el agua en esta parte sur del lago.

La teoría histórica estándar sobre la destrucción de Sodoma y Gomorra, como en The Bible as History in PicturesApocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra por Werner Keller, sostiene que las ciudades del Valle de Sidim fueron destruidas cuando un movimiento de la placa causó que el Gran Valle del Rift — de los cuales el Mar Muerto es una parte — se desplazará, y el área en el extremo sur del Mar Muerto se hundiera.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
El Valle del Rift desde el espacio

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
Extermo norte del Valle del Rift. En la imagen se observa la península del Sinaí en el centro, el Mar Muerto y el valle del Jordán arriba.

En el gran terremoto probablemente hubo explosiones, gases naturales que brotaban y azufre que caían como lluvia de fuego como los descritos en la biblia. Eso probablemente ha ocurrido alrededor del 2000 A.C., la época de Abraham y Lot, piensa Keller, aunque los geólogos coloquen el evento muchos miles de años antes de esto. Dice Keller:

El valle del Jordán es sólo parte de una gran fractura en la corteza terrestre. la trayectoria de esta fisura se ha trazado con precisión. Se inicia al norte, varios cientos de kilómetros más allá de las fronteras de Palestina, a los pies de las montañas del Tauro en Asia menor. En el sur recorre desde la orilla sur del Mar Muerto a traves de Wadi el-Arabá al Golfo de Aqaba y sólo llega a su fin más allá del Mar Rojo en África. En muchos puntos en esta gran depresión, signos de intensa actividad volcánica son evidentes. En las montañas de Galilea, en las montañas de Transjordania, a orillas del Jabbok, en el afluente del Jordán y en el Golfo de Aqaba son basalto negro y lava…

El hundimiento liberó fuerzas volcánicas que habían permanecido inactivos, en lo profundo a lo largo de toda la longitud de la fractura. En el alto valle del Jordán cerca de Basán siguen estando los enormes cráteres de volcanes extintos; grandes extensiones de lava y capas profundas de basalto se hayan depositado en la superficie de la piedra caliza. Desde tiempos inmemoriales el área alrededor de esta depresión ha sido sujeta a terremotos. Hay pruebas repetidas de ellos y la Biblia misma los registra…

¿Podría Sodoma y Gomorra haberse hundió cuando una parte de la base de esta enorme grieta se desplomó aún más con el acompañamiento de los terremotos y erupciones volcánicas?

En cuanto a los pilares de sal, Keller dice:

Al oeste de la costa sur y en la dirección de la bíblica "Tierra del Sur", Negeb, se extiende una cresta de colinas de unos 150 metros de alto y 10 km de norte a sur. Sus laderas destellan y brillan en el sol como diamantes. Es un extraño fenómeno de la naturaleza. En su mayor parte esta pequeña cadena de colinas consiste de rocas de sal pura. Los árabes lo llaman Jebel Usdum, un nombre antiguo, que conserva en él la palabra "Sodoma". Muchos bloques de sal han sido desgastado por la lluvia y han caido. Tienen formas extrañas y algunos ponen los pelos de punta, mirando como estatuas. Es fácil imaginarlos qu ellos repentinamente parecen cobrar vida.

Estas extrañas estatuas de sal nos recuerdan vívidamente a la bíblica descripción de la mujer de Lot, que fue convertida en un pilar de sal… Y todo en los alrededores del Mar Salado es incluso hasta el día de hoy cubierto rápidamente con una costra de sal.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
Pilares llamados "La esposa de lot", Monte Sodoma, Israel.

Sin embargo, Keller admite que hay un problema muy serio con esta teoría de un cataclismo en el Valle de Sidim que lo envía a la parte inferior del Mar Muerto: debe haber sucedido hace muchos de cientos de miles, incluso millones, de años — por lo menos según la mayoría de geólogos. Dice a Keller:

En particular, debemos recordar que no cabe duda que la fisura de Jordania se formó antes de aproximadamente 4000 AC. De hecho, según la más reciente presentación de los hechos, el origen de la fisura data del Oligoceno, la tercera etapa más antigua del período terciario. Así, tenemos que pensar en términos no de miles, sino de millones de años. La violenta actividad volcánica conectado con la fisura de Jordania ha sido demostrado que se han producido desde entonces, pero aún así no obtendríamos nada más allá del Pleistoceno que llegó a su fin hace aproximadamente 10 mil años. Ciertamente no llegamos ni de lejos a la tercera, aún menos al segundo milenio antes de Cristo — en el período, esto es, en el que tradicionalmente se colocan los patriarcas.

En Resumen, Keller está diciendo que cualquier catástrofe geológica que podría haber destruido a Sodoma y Gomorra habría tenido que haber ocurrido hace 1 millón de años, como los geólogos le han dicho. Keller dice que los geólogos no han encontrado ninguna evidencia de una catástrofe reciente en el extremo sur del Mar Muerto, al menos no cerca de 10.000 años. Dice a Keller:

Además, es precisamente al sur de la península de Lisan, donde Sodoma y Gomorra se informan que han sido aniquilados, de que los vestigios de la antigua actividad volcánica ceso. En resumen, las pruebas en esta area de una catástrofe muy reciente que arrasó con pueblos y estuvo acompañado por la violenta actividad volcánica no es proporcionada por los hallazgos de los geólogos.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
La península de Lisán desde el espacio.

Así que aquí está el problema: la zona del Mar Muerto puede haber tenido un cataclismo que podría ser el origen de la historia del Antiguo Testamento; sin embargo, geólogos conservadores uniformistas han dicho que tales cambios de la Tierra deben haber ocurrido mucho antes que cualquier tipo de memoria colectiva del evento.

A finales de 1999, una nueva teoría fue propuesta por el erudito de la Biblia británico Michael Sanders y un equipo internacional de investigadores que, después de varias semanas tensas de buceo en un minisubmarino, descubierto lo que parece ser sal incrustada en restos de antiguos asentamientos en el lecho marino. Sanders dijo a un equipo de televisión de la BBC/Channel 4 que estaban haciendo un documental sobre la expedición:

Hay una buena posibilidad de que estos montículos que cubren las estructuras de ladrillo sea una de las ciudades perdidas de los llanos, incluso posiblemente Sodoma o Gomorra, aunque tendría que examinar las pruebas. Estas historias de la Biblia fueron transmitidas oralmente de generación en generación antes de que fueron anotadas y parece que hay muchas cosas en este caso.

Sanders había descubierto un mapa que data de 1650, que reforzaba su creencia de que los sitios de las dos ciudades podrían estar bajo la cuenca norte, en lugar de en el extremo sur del Mar Muerto. Él reclutó a Richard Slater, un geólogo estadounidense y experto en buceo en aguas profundas, para llevarlo a las profundidades del Mar Muerto en el minisubmarino Delta con capacidad de dos hombres que participó en el descubrimiento del trasatlántico hundido, el Lusitania. La ubicación de Sanders de Sodoma y Gomorra, en la parte profunda en el norte del Mar Muerto, es incluso más contradictoria con la historia y la geología que la teoría de Keller de las ciudades estando en el extremo sur superficial.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
Mapa de Canaan de 1650 afirmando la localización de las ciudades.

Por tanto volvemos a la teoría popular de que estas ciudades no fueron destruidos en un cataclismo geológico, sino un apocalipsis hecha por una entidad divina — o por que no decirlo, hecha por extraterrestres — que fue de naturaleza tecnológica. ¿Fueron Sodoma y Gomorra atacados con armas atómicas, como lo fue Hiroshima y Nagasaki?

El investigador LM Lewis, en su libro Footprints on the Sands of Time : The Truth About the Super Race from the StarsApocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra, sostiene que tanto Sodoma y Gomorra fueron destruidas por las armas atómicas y que los pilares de sal y el contenido de sal alrededor del Mar Muerto son la evidencia de una explosión nuclear. , Dice Lewis:

Cuando Hiroshima estaba siendo reconstruida, se encontraron tramos de tierra arenosa que han cambiado atómicamente en una sustancia semejante a un cristal de silicio impregnado por un cristaloide salino. Pequeños bloques de este fueron cortados de la masa y se venden a los turistas como recuerdo de la ciudad – y de la acción atómica.

Una explosión aún mayor hubiera pulverizado cada piedra de cada edificio – y la ciudad habría desaparecido completa en el aire – todavía habría habido indicios reveladores de lo que había ocurrido en las afueras de la zona de la devastación. En algunos puntos seguramente habría una diferencia marcada en el suelo o un cambio atómico en algún objeto destacado.

Lewis sostiene que si las estatuas de sal al final del Mar Muerto fueron sal común, habrían desaparecido con las lluvias periódicas. En su lugar, estos pilares son de una sal especial más dura, que sólo se crea en una reacción nuclear, como una explosión atómica.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
Estatuas de sal con una dureza unica encontradas en el extremo del Mar Muerto. Posiblemente resultado debido a una reacción nuclear.

Estas estatuas de sal de hecho han durado mucho tiempo. No sólo han estado presente en los tiempos antiguos, incluso todavía están de pie hoy en día. Lewis citas al historiador Josefo, quien dice en su Historia de los Judios:

Ébut, la esposa de Lot, continuamente se daba vuelta para ver la ciudad mientras se alejaba de ellla, aunque Dios le había prohibido no hacerlo, fue transformada en una estatua de sal, porque ha visto eso, y sigue estando hasta nuestros días.

Comentarios de Lewis:

Cabe destacar que Flavio Josefo vivió desde el 37 hasta alrededor del 100 DC. Como se dijo anteriormente, Sodoma se desintegró en el 1898 AC. !Qué increíble, entonces, Josefo realmente debería haber visto la "estatua de sal" humana después de haber permanecido por casi 2000 años! Si hubiera sido de sal común, habría desaparecido con las primeras lluvias.

Puede que haya habido muchas estatuas de sal a lo largo de la historia, pero Lewis cree que la evidencia apoya una explosión atómica:

El cambio atómico del suelo sobre la cual la esposa de Lot fue mantenida y el de la orilla de Hiroshima tiene una semejanza que no se puede negar! Ambos habían sido objeto de una conversión atómica repentina, que sólo podría haber sido causado por el instante de la acción de la fisión nuclear. Como las cosas que son iguales a lo mismo deben ser iguales entre sí, es difícil escapar a la convicción de que a medida que se destruyó Hiroshima, por, medidas similares, Sodoma se desintegró y la esposa de Lot, en el mismo instante cambió atómicamente. Basándose en la veracidad de Josefo, la única conclusión que se puede llegar es que Sodoma fue destruida por la fisión nuclear.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
En los costados de algunas estructuras encontradas en la vecindad del Mar Muerto se pueden ver formas retorcidas las cuales son distintas a cualquier tipo de roca o suelo erocionado conocido, los cuales normalmente contendrían capas distribuidas horizontalmente parejas. Estos diseños retorcidos son evidencia de un calor extremo de unos 3000 grados centigrados o más cuando la ionización termal ocurre. Cuando los electrones se atraen y se repelen forman estos retorcidos diseños inusuales. En los tiempos de Lot esas zonas fueron una caldera de muerte y destrucción.

Apocalipsis nuclear: el exterminio de Sodoma y Gomorra
Debido al intenso calor varios objetos fueron derretidos. Aquí tenemos un material que fue hervido por arriba mientras que el resto de la sustancia estaba frio por debajo creando una base solida, algo similar ocurrido en Mohenjo Daro.

La historia de Sodoma y Gomorra es sorprendente no sólo por la destrucción, sino también por las personalidades involucradas, como el ángel que advirtió a Lot a salir de las ciudades condenadas. Fue Lot advertido de antemano que las ciudades iban a ser "bombardeadas" por Dios o extraterrestres con armas de alta tecnología? Lot fue advertido para sacar a su familia, pero su esposa miró hacia atrás y fue cegada por el destello atómico. Y tal vez su cuerpo incluso fue cambiado atómicamente.

En el extremo sur del Mar Muerto, hoy en día esta una planta química moderna llamada Dead Sea Chemical Works. Se dice que esta gran planta química tiene una fuente inagotable de minerales valiosos, incluyendo sales radiactivas, con la que trabajar. ¿Son algunos de estos productos químicos resultado de una antigua explosión atómica?

Los elementos básicos de la historia de la destrucción con "fuego y azufre" no podría haber sido entendidos en la forma que han sido interpretados hasta la era moderna, Lot tuvo que alejarse de la explosión más de lo posible, detrás de una montaña, la explosión — o las explosiones — causo la destrucción de al menos dos ciudades, presumiblemente un área bastante grande, la esposa de Lot miró hacia atrás en la explosión, mientras estaba huyendo de todas sus posesiones y, probablemente, de su familia, algo la mató y cambió su cuerpo para aparecer como una estatua de sal, los ángeles no podían hacer nada hasta que él — Lot — llegue a un lugar seguro y, finalmente, por la mañana, Abraham miró en la dirección de la explosión mientras el humo subía como el "humo de un horno", en términos modernos lo llamariamos un hongo.

¿Cómo puede alguien, hace miles de años haber escrito una descripción tan precisa y detallada de una explosión termonuclear? Seguro que nadie. En esta historia el Señor Dios claramente no aprueba el comportamiento de estas personas y las destruye en su totalidad.

Sodoma y Gomorra son dos de las cinco ciudades situadas en la llanura oriental del Mar Muerto conocidas en el Antiguo Testamento como Pentápolis. Su destrucción por Yahvé ha constituido una de las narraciones bíblicas más conocidas.

Sobre ambas ciudades cayó un diluvio de fuego y azufre debido a su iniquidad y perversión. Tal como relata el Génesis 19 "Yahvé hizo llover sobre ellas fuego y azufre". Hoy, la ubicación concreta de las ciudades destruidas, sigue siendo un misterio. Hay indicios, sin embargo, que indican que podrían estar sumergidas bajo las aguas del Mar Muerto lo que significaría que no solo fueron destruidas, sino enterradas bajo un mar de sal donde nada puede vivir.

El paisaje de los alrededores del Mar Muerto es abrupto y supone el punto más bajo del planeta, a cuatrocientos metros bajo el nivel del mar, como señala un cartel indicador en la zona. Hoy es tierra de beduinos como lo debió ser hace casi cuatro mil años, cuando Abraham habitaba estas tierras que no han sufrido apenas mutación. Desierto, sol abrasador o vientos fríos según la estación del año. Del relato bíblico quedan hoy en día testimonios arqueológicos dispares y lugares de peregrinación como la Cueva Monasterio de Lot. Según el Génesis 19 Sodoma y Gomorra fueron destruidas por sus pecados de homosexualidad. Jesús dice que las ciudades donde se ha predicado el Evangelio y no lo han escuchado serán tratadas peor que Sodoma y Gomorra y, entre ellas, menciona a Cafarnaún, que fue uno de los sitios donde Jesús hizo más milagros. (Mateo 11:20-24 y Lucas 10). Lo cierto es que hoy no queda rastro de las ciudades más allá del testimonio bíblico de las escrituras del Antiguo Testamento. Si acaso, la certeza arqueológica de una gran necrópolis con miles de sepulturas localizadas en lo que se supone que fueron las inmediaciones de las ciudades destruidas. Pero dejemos la palabra al Antiguo Testamento para que nos sirva de guía.

"Llegaron pues los dos ángeles a Sodoma a la caída de la tarde y Lot estaba sentado a la puerta de Sodoma y viéndolos se levantó a recibirlos y se inclinó hasta el suelo". Continúa el relato: "llamaron a voces a Lot y le dijeron ¿dónde están los hombres que han venido donde ti esta noche?"

Las Sagradas Escrituras indican que al ver la perversión de aquellas gentes, los ángeles previnieron a Lot de que las ciudades serían destruidas y le conminaron para que se pusiese a salvo con toda su familia. En el relato bíblico se indica que los visitantes le dijeron: "… «Saca de este lugar a tus hijos e hijas y a quienquiera que tengas en la ciudad, porque vamos a destruir este lugar, que es grande el clamor de ellos en la presencia de Yahvé, y Yahvé nos ha enviado a destruirlos». Salió Lot y habló con sus Guía Bíblica Gratuita Sodoma y Gomorra Preparado por yernos, los prometidos de sus hijas: «Levantaos, dijo, salid de este lugar, porque Yahvé va a destruir la ciudad.» Pero sus yernos le tomaron a broma. Al rayar el alba, los ángeles apremiaron a Lot diciendo: «Levántate, toma a tu mujer y a tus dos hijas que se encuentran aquí, no perezcas en el castigo de la ciudad».

Sodoma y Gomorra

El destino de ambas ciudades estaba marcado y el Génesis nos índica lo que a continuación aconteció: "El sol asomaba sobre el horizonte cuando Lot entraba en Soar. Entonces Yahvé hizo llover sobre Sodoma y Gomorra azufre y fuego desde el cielo. Y arrasó aquellas ciudades, y toda la redonda con todos los habitantes de las ciudades y la vegetación del suelo. Su mujer miró hacia atrás y se volvió estatua de sal".

Todos estos hechos acontecieron en un lugar cercano al Mar Muerto y el relato bíblico y los caprichos de la naturaleza han querido dejar hoy, sobre una colina próxima, al pie de la carretera que discurre entre el Mar Muerto y el lugar de los hechos, una curiosa roca con forma de mujer que se conoce como "la Mujer de Lot". Esta curiosa formación rocosa no tiene relación directa con el relato bíblico pero recuerda a los visitantes que, en las proximidades, la ira de Dios hizo desaparecer las dos ciudades.

En 1989 el arqueólogo estadounidense Ron Wyatt conducía su todo terreno por una pista al pie del monte Masada, que junto al monte Sodoma abrigaría de los vientos a estas míticas ciudades, cuando creyó hallar restos de una ciudad cubierta por la ceniza.

Más tarde el propio Wyatt describiría así su hallazgo: "calles interconectadas, zigurats y la esfinge, que se adivinan bañadas de ceniza, todo ello dentro de una muralla tradicional de una ciudad antigua, completa y con contrafuertes. Además, altísimas concentraciones de sulfuro puro y bolas de azufre" que el arqueólogo cifró, tras los análisis, en una concentración de entre el 95 y el 98%, absolutamente inhabituales en lugares donde no haya habido una actividad volcánica de gran magnitud.

El descubrimiento correspondería a Bad ed-Dhra y Numeria que tras ser destruidas por el fuego en la Edad de Bronce jamás volvieron a ser habitadas. Las otras ciudades de la llanura Admá, Ebolim y Bela (Génesis 14:2) continúan escondidas en algún lugar al este del Mar Muerto.

En 1994 la NASA lanzó al espacio la nave Endeavour con la misión de realizar una secuencia de imágenes fotográficas de la Tierra con objeto de conseguir datos para posteriores estudios geológicos. La lanzadera realizó un gran número de fotografías de distintos lugares del planeta, entre ellos, del Mar Muerto.

Sodoma y Gomorra

Entre las imágenes de la masa de agua captadas desde el espacio había algunas que mostraban unas extrañas anomalías que fueron investigadas por el erudito británico Michael S. Sanders, experto en Arqueología bíblica y Egiptología. Sanders localizó por medio de estas fotografías un rectángulo con puntos muy regulares que difícilmente podían corresponder a una estructura natural y una formación piramidal derrumbada. El Mar Muerto debería ser llano, pero las fotografías mostraban que no lo era debido a estas formaciones. El arqueólogo pensó que podría tratarse de los restos de Sodoma, Gomorra, Ebolim y Adma.

Sanders recordó el mapa de Canaán de Thomas Fuller, un clérigo inglés que escribió libros sobre historia y geografía de Tierra Santa, de 1650, donde curiosamente aparecen las cuatro ciudades dentro del Mar Muerto.

La quinta ciudad, situada al oriente meridional, según la Biblia sería la única que se habría salvado. Fray Juan Peñalver en su obra "Historia cronológica del pueblo de Dios" realizó en el siglo XVIII una descripción de Segor indicando que distaba de Jericó cuatro leguas y se encontraba bajo el monte Engadi. "Está enteramente arruinada y sólo se hallan allí como unas cuarenta casas dispersas en sus ruinas" señalaba en su escrito. Para Sanders las ciudades podrían estar allí hundidas, como si el Mar Muerto se las hubiese tragado y decidió comprobarlo.

El arqueólogo bíblico planificó una inmersión submarina en el Mar Muerto. Para ello, solicitó los permisos y utilizó un mini submarino llamado "Delta" con cabida para dos personas. El sumergible era capaz de resistir una presión mayor que la de las aguas normales y lo lastró con un peso de 1.200 kilos de plomo para que pudiera hundirse bajo las saladas aguas.

Sodoma y Gomorra

Sanders contó con la ayuda de Zvi Ben-Avraham, director del Centro de Investigaciones del Mar Muerto y en noviembre de 1999, el minisubmarino inició la exploración. El sumergible pudo constatar que todo el suelo submarino era una inmensa costra de sal, como un manto blanco que se extendía sobre el fondo, apenas algunas suaves ondulaciones del terreno rompían ésta monotonía. Sin embargo, tras varias inmersiones se descubrieron unos extraños y pronunciados montículos. Estas formaciones eran extrañas y era difícil determinar si habrían podido ser producidas por el hombre o por la naturaleza. En el montículo se detectaron aristas afiladas y aunque se intentó obtener una muestra no fue posible debido a la acción de la sal al concentrarse y solidificarse. También se localizó un montículo más grande y cubierto de una coloración rojiza. Algunos científicos creen que la coloración puede deberse a una bacteria y que, por tanto, no se trataría de signos de objetos artificiales bajo el Mar Muerto.

Finalmente el plazo de la investigación se acabó sin conclusiones definitivas. Pese a ello, para algunos estudiosos como el doctor John Whitaker, geólogo de la Universidad de Leicester, los resultados obtenidos por el equipo de Sanders eran "muy significativos y –señaló- hay una posibilidad buena de que estos montones cubran estructuras de ladrillo y sean una de las ciudades perdidas de los llanos, posiblemente Sodoma o Gomorra".

Sin embargo, para otros eruditos, como Bryant Wood, los restos de las ciudades no se encuentran bajo las aguas del Mar Muerto, sino en tierra firme. De este modo las ruinas descubiertas de Bab ed-Dhra serían Sodoma, Numeria correspondería a Gomorra, Safi sería Zoar, Feifa sería Adma y Khanazir correspondería a Ebolim. Para Wood hay pruebas de que hubo un intenso terremoto y una posterior combustión en Bab ed-Dhra, handfulls, Numeria y Feifa.

Así pues nos encontramos con dos versiones distintas, una primera que situaría Sodoma y Gomorra bajo las aguas del Mar Muerto y una segunda que localiza a Sodoma y Gomorra en tierra firme, en ruinas ya descubiertas. Ambas cuentan con hallazgos interesantes pero, sin embargo, no lo suficientemente convincentes para poder determinar con seguridad donde se hallan las que fueron objeto de la ira de Dios.

Sodoma y Gomorra

El Mar Muerto es también, en sí mismo, protagonista bíblico. En la antigüedad era conocido como Mar de Arabah, "Mar de la Sal" (Deuteronomio 3:17, Génesis 14:3, Josué 3:16). y aparece citado en la Biblia en más de 40 ocasiones. Los árabes lo han conocido siempre como Bahr Lut (Mar de Lot) y en los textos medievales se le denominaba Mar del Diablo. Muchos de los acontecimientos que protagonizó el pueblo hebreo se sucedieron en los alrededores de este mar tan singular.

Pero volvamos a Lot ya que las tierras jordanas todavía tienen mucho que mostrar en relación a este pasaje bíblico. El relato bíblico señala: "Lot subió de Zoá y moró en el monte con sus dos hijas, porque tuvo miedo de quedarse. Él y sus dos hijas habitaron en una cueva" (Génesis 19:30).

El lugar de refugio donde Lot acabó sus días junto a sus hijas quedaba más al sur del lugar donde presumiblemente se hallaban Sodoma y Gomorra. Junto al Mar Muerto y, en una montaña con laderas pronunciadas, frente a la extensión de agua, se ha localizado un enclave al que se conoce como Cueva Santuario. La tradición sitúa este lugar como la cueva donde se refugió Lot con sus hijas y se muestra tan firme en la creencia quem en esta cueva natural, se levanta una basílica de estilo bizantino con columnas y altar de la que solo quedan ya restos. Sin duda, el lugar ha sido considerado santo desde la antigüedad ya que, pese a las dificultades del ascenso y mucho más en tiempos pretéritos, se construyó una basílica que, a juzgar por las excavaciones, fue de una gran belleza.

En la base de la montaña desde la que se asciende a la cueva, se ha inaugurado un museo en el que se exponen los resultados de las investigaciones que se han llevado a cabo en distintos lugares de la ribera del Mar Muerto y constituye un avanzado centro de interpretación del lugar con toda clase de servicios para los visitantes y peregrinos.

Las Pruebas palpables de Extraterrestres en la Antigüedad

Una antigua civilización de dioses y semidioses habitó en la Tierra antes que los seres humanos, y hasta la época del Diluvio.
Todavía en el año 1000 a.C. existían los Gigantes.


Existen indicios, evidencias, y pruebas, que demuestran que la Historia retrocede mucho más en el tiempo de lo que siempre se ha creído, en una época remota en la que todavía no existían ni los seres humanos. Pero sí habitaban y reinaban en la Tierra otros seres. Una época remota enterrada por la arena del paso del tiempo, pero de la que conservamos algunos recuerdos…

De hecho, mucho tiempo después del Diluvio, todavía seguían quedando en la Tierra seres gigantes. Cuando el pueblo hebreo, bajo el mando del patriarca Moisés (año 1500 a.C.) conquistó la tierra de Canaán, en donde se encuentra el actual Israel, tuvo que enfrentarse contra gigantes. Y más tarde, hacia el año 1.000 a.C. el Rey David luchó contra un gigante llamado Goliath.
Hacia el año 1000 a.C. los israelitas terminaron con los últimos gigantes, los cuales eran seres viles y muy violentos.

Pero existen otros registros sobre la existencia de seres con formas extrañas, entre ellos los Gigantes. Por ejemplo, en la obra épica griega de “La Odisea”, escrita por Homero, el Rey de Itaca, Ulises, y sus hombres, tienen que enfrentarse, durante su aventura náutica por las Islas Griegas, con muchos seres poderosos, entre ellos el Gigante Polifemo, que vivía en una isla. Oficialmente la obra de “La Odisea” se cree que fué escrita hacia el siglo VIII a.C. pero probablemente la historia que se narra sucedió en el 2º milenio a.C.

Es decir, que tanto la Biblia como las obras literarias del mundo antiguo nos hablan de seres poderosos, no humanos, que vivían en la Tierra.

En 1.991 el geólogo de la Universidad de Boston, Robert Schoch detectó que la Esfinge de Gizeh, en Egipto, había sufrido erosión de agua varios milenios antes de que comenzara oficialmente la Civilización de Egipto.

Por su parte, los investigadores Robert Bauval y Graham Hancock, autores del libro “El Misterio de Orión”, mediante la utilización de un programa informático que recreaba el paisaje astronómico en el pasado, calcularon que el conjunto de Gizeh fue posicionado hacia la Constelación de Orión sobre el año 10.500 a. C.

El geólogo de la Universidad de Boston, Robert Schoch, (a la izquierda), detectó erosión pluvial en la Esfinge de Gizeh, acontecida varios milenios antes del Imperio Antiguo Egipcio. Según los cálculos astronómicos de los autores de “El Misterio de Orión”, Robert Bauval (centro), y Graham Hancock, (derecha), el conjunto de Gizeh fue posicionado hacia Orión sobre el año 10.500 a. C.

MESOPOTAMIA

Nombre griego que significa “Entre los ríos” y que se refiere al país comprendido entre los ríos Tigris y Eufrates. Comprendía distintas regiones como Sumeria al sur, Acad en el centro, y Asiria, en el norte. En muchas ciudades de esta civilización, se han hallado muchos objetos y documentos antiguos que testimonian las huellas de un pasado remoto sorprendente.

Acad

Ciudad situada a 50 kms al noroeste de Babilonia, también llamada Akkad, Agade, Abu Habba, y Sippar, que significa “ciudad de libros”, lo que indica que esta población fue célebre a causa de sus bibliotecas. Según las crónicas halladas por los arqueólogos, fue la capital del octavo monarca antediluviano, Emenduranna, quien reinó durante 21.000 años.

Las Tablillas de Nippur

Nippur o la ciudad de Nimrod, a 80 kilómetros al sureste de Babilonia, fue excavada por la Universidad de Pensilvania bajo los arqueólogos Peters, Haynes y Hilprecht, entre 1.880 y 1.900. Se encontraron 50.000 tablillas que se cree que fueron escritas durante el tercer milenio a. C., incluyendo una biblioteca de 20.000 tomos, diccionarios y obras completas sobre religión, literatura, leyes y ciencias. También se hallaron archivos de unos Reyes muy longevos.


Prisma de Weld

El Prisma dinástico de Weld: La Lista de los Reyes Sumerios

Se conocen más de una docena de ejemplares de Listas de Reyes Sumerios, encontrados en Babilonia, Susa, y en la Biblioteca Real Asiria de Nínive, del siglo VII a. C. Se cree que todos proceden de un original que probablemente fue escrito durante la tercera dinastía de Ur o un poco antes. El ejemplar mejor conservado de la Lista de Reyes Sumerios es el llamado Prisma de Weld-Blundell.

El Prisma de Weld fue escrito en cuneiforme hacia el 2.170 a. C. por un escriba que firma como Nur-Ninsubur, a finales de la dinastía Isin. El documento ofrece una lista completa de los Reyes de Sumer desde el comienzo, antes del Diluvio, hasta sus propios días, cuando reinaba Sin-Magir, Rey de Isin (1.827 a. C – 1.817 a. C) incluyendo además y expresamente a los 10 Reyes Longevos que vivieron antes del Diluvio Universal.

Se trata de un prisma excelente, de barro cocido, que fue hallado por la expedición Well-Blundell en el año 1.922, en Larsa, hogar del cuarto rey antediluviano, Kichunna, unos pocos kilómetros al norte de Ur, y que posteriormente ha sido depositado en el Museo Ashmolean de Oxford. Se cree que el objeto es anterior en más de un siglo a Abraham, y fue encontrado a poca distancia del hogar del patriarca hebreo.

La lista comienza así: “Tras descender el Reinado del Cielo, Eridú (lugar donde según la Biblia estuvo el Jardín del Edén) se convirtió en la sede del Reino”. La Lista de los Reyes Sumerios, al igual que la Biblia, habla acerca del Diluvio: “Después de que las aguas cubrieran la tierra y que la Realeza volviera a bajar del Cielo, la Realeza se asentó en Kis”. El objeto de la Lista Real era demostrar precisamente que la monarquía bajó del Cielo, y que había sido elegida una determinada ciudad para que dominara sobre todas las demás.

Beroso (Berossus), el historiador y escriba babilonio del año 300 a. C., basando su historia en archivos del Templo de Marduk, copiados a su vez de inscripciones primitivas, muchas de las cuales han sido descubiertas, nombró a los 10 Reyes Longevos de Sumeria, que reinaron entre 10.000 a 60.000 años cada uno de ellos. “En los días de Xisuthro (Zinsuddu) –dice Beroso– ocurrió el Gran Diluvio”.

Tanto las Tablillas de Nippur como el Prisma de Weld dan los nombres y reinados como siguen:

“Entonces, (después de Utnapishtim) el Diluvio destruyó la Tierra”. Estos son exactamente los mismos reyes que cita el historiador babilónico Beroso.

EGIPTO

En las cronologías de la civilización egipcia nos encontramos también con la presencia de unos seres, conocidos como Dioses y Semidioses. Los historiadores ortodoxos prefieren utilizar otros nombres, y a veces los “semidioses” pueden ser traducidos como “manes”, y los Espíritus se quedan convertidos en “héroes”. Se busca una coherencia en una lógica imposible, aunque sea a costa de profanar lo “sagrado”. Algunos de los documentos históricos más significativos que registran el pasado de la civilización egipcia son por ejemplo el Papiro de Turín, la Piedra de Palermo, y los textos que escribió el sacerdote egipcio Manetón. Pero hay más.

El Papiro de Turín

También conocido como Canon de Turín, no se conserva completo, y está escrito en lenguaje hierático. Se deduce que originalmente debía contener más de 300 nombres de Reyes, detallando con precisión los años, meses y días de cada reinado. Recoge los reinados de 10 llamados Dioses o Neteru y de varias dinastías de semidioses, como las de los Shemsu-Hor (Compañeros de Horus) y los Venerables de Menfis.

La cronología del Papiro de Turín finaliza así: “Los Akhu, Shemsu Hor, 13.420 años; reinados antes de los Shemsu Hor, 23.200 años; total: 36.620 años”.


La Piedra de Palermo se encuentra en el Museo de Palermo.

La Piedra de Palermo

A juzgar por el último rey que aparece en el listado, debería pertenecer al reinado del Faraón Neferirkare (2.446 – 2.426 a. C.), Rey de la V dinastía. Se trata de la mitad de una enorme losa de diorita negra, que originalmente debía medir aproximadamente unos 2 metros de longitud y 60 cms de altura, y que actualmente se puede contemplar en el Museo de Palermo, aunque en realidad existen 7 fragmentos en total distribuidos por diferentes museos del mundo. El documento, en escritura jeroglífica, da cuenta de 120 reyes predinásticos que reinaron antes de que existiera oficialmente la civilización egipcia. De nuevo aparecen los nombres de los misteriosos “Dioses” y “Semidioses” engrosando las genealogías reales egipcias.

Manetón de Heliópolis

Manetón fue un sacerdote egipcio de Heliópolis que vivió en el siglo III a. C., durante los reinados de Ptolomeo I y II poco tiempo después del historiador babilónico Beroso, siendo ambos casi contemporáneos. Las cronologías que detalló Manetón encajan perfectamente con el Papiro de Turín y la Piedra de Palermo.

Manetón escribió “La Historia de Egipto” en 3 volúmenes o tomos, que en realidad ya no existen. Pero nos han llegado fragmentos recogidos por distintos autores. Por un lado, las citas de Flabio Josefo (siglo I d. C.); y por otro, los escritos de los llamados “padres” (autores relacionados con la Iglesia), como Julio Africano (siglo III d. C.), Eusebio de Cesarea (siglo IV d. C.), y Sincelo, conocido como Jorge el Monje (siglo IX d. C.).

Eusebio de Cesarea

Pues bien, según recoge Eusebio, una dinastía de dioses reinó en Egipto durante 13.900 años: el primer dios fue Vulcano, el dios descubridor del fuego, después el Sol, Sosis, Saturno, Isis y Osiris, Tifón hermano de Osiris, y Horus hijo de Isis y Osiris. A estos, siguieron dinastías de Semidioses héroes que reinaron durante 11.025 años. Lo que hace un total de 24.925 años. A partir de ese tiempo, aproximadamente sobre el 3.000 a. C. reinaría el primer faraón humano.

Parece que oficialmente es Menes el primer Faraón hombre, también identificado como Narmer, pero seguramente hubo algunos otros anteriores. De hecho se sabe que anteriormente a Menes reinaron otros monarcas como el Faraón Escorpión y el Faraón ka.

Lista de los primeros Reyes de Egipto, según Eusebio de Cesarea:

Sincelo (Jorge el Monje)

Según transmite Sincelo (Jorge el Monje), Seis dinastías de dioses reinaron durante 11.985 años. De nuevo, Hefesto dios del fuego, Helios o Sol, Agatodemon, Cronos o Saturno, Isis y Osiris y Tifón hermano de Osiris. Los primeros 9 semidioses que cita Sincelo son Horus (hijo de Isis y Osiris), Ares, Anubis, Heracles, Apolo, Amón, Titoes, Sosus, y Zeus, abarcando entre estos 9 semidioses un periodo de unos 2.645 años aproximadamente de reinado en Egipto.

A continuación, siguen sucediéndose dinastías de semidioses, espíritus, o héroes, abarcando entre todos ellos miles de años de reinados en Egipto, en unas cifras similares a las que establece Eusebio. Y todo esto, antes de que empezara a reinar en Egipto el primer faraón según la Historia oficial.

La primera Dinastía Legendaria de Egipto, según Sincelo:


Hay pequeñas diferencias entre las cronologías de Eusebio y Sincelo, pero ambas básicamente son muy similares en la línea y en el concepto esencial. Por ejemplo, Sincelo cataloga a Horus como el primero de los Semidioses, mientras que Eusebio lo nombra como el último de los dioses. Y además hay que tener en cuenta que ambos autores, Eusebio de Cesarea en el siglo IV, y Sincelo en el siglo IX, así como todos los demás, contextualizan siempre en algo los nombres de los Reyes según sus propias épocas, culturas, lenguas, y lugares de procedencia.

Todo el mundo ha concebido por ejemplo a Isis y Osiris como personajes únicamente mitológicos. Sin embargo el historiador Sincelo, por citar a uno cualquiera de ellos, basándose en las informaciones de Manetón, da fé de la existencia de este matrimonio de dioses, y establece que reinaron durante 433 años.

Si todos estos reyes hubieran sido figuras inventadas, probablemente no se hubieran hecho constar la duración de sus reinados en cifras tan exactas, sino que simplemente se habrían presentado esos períodos como espacios de tiempo indefinido. Llama la atención entonces por qué había tanta precisión en los cómputos de la duración de los reinados, como si hubieran sido acontecimientos completamente reales.

Gigantes e Híbridos

En cuanto al aspecto físico de los seres referidos en las antiguas cronologías, según refieren los escritos, se sabe que los Semidioses, héroes, etc., descendientes de los dioses, eran físicamente mucho más altos, voluminosos y fuertes que los seres humanos. Por eso se les llamaba también a menudo como “Gigantes”. A este respecto se han encontrado multitud de momias y esqueletos de individuos, repartidos por toda la Tierra, que vivieron en la antigüedad, que superaban los 2 metros y 3 metros de altura, incluso mucho más. Generalmente solían tener el pelo rubio y ojos claros. Por ejemplo, a través de las distintas fuentes de Manetón se habla del Monarca Sesocris, de quien se dice que su estatura era de 5 codos y 3 palmos (unos 3 metros).

1.- Estatua femenina de diosa con cabeza de reptil, procedente de Ur.
2.- Dios demonio con cabeza de chivo o carnero procedente del Valle de los Reyes. Egipto. (Museo Británico).
3.- Un dios alado con cabeza de águila procedente del Templo de Ninurta.

Seres transformados como híbridos, mitad animales mitad humanos, imágenes representadas constantemente en la antigüedad, consideradas hoy en día como mitología. Pero una mitología que sin embargo para los antiguos era una religión muy real. Los dioses, seres reales que eran ángeles caídos o demonios, aquellos que se rebelaron en el Cielo, y que según la Biblia, descendieron a habitar en la Tierra, podían materializarse y desmaterializarse a voluntad, y adoptar cualquier aspecto físico, por ejemplo, un híbrido de animal con humano….

Otras fuentes

* Por su parte, Julio Africano vuelve a referirse a los dioses, los semidioses, héroes y “espíritus”. Detalla que después del Diluvio, la primera casa real egipcia tuvo 8 reyes, el primero de los cuales fue Menes de Tis, que reinó durante 62 años. Fue arrollado por un hipopótamo (Eusebio precisa que era un dios en forma de hipopótamo) y pereció.

* Otros escritos antiguos recogen fragmentos procedentes de Manetón, como las selecciones latinas de Bárbaro, un autor que se cree que dependió de Julio Africano, y que podría identificarse con el Monje Aniano. Presenta pequeñas diferencias cronológicas habituales, pero igualmente se explaya en desarrollar largas genealogías de dinastías divinas y semidivinas.

Y otro fragmento del sacerdote egipcio de Heliópolis se recoge en la Crónica de Malalas, en torno al 500 d. C., en el que se explica que “el primer Rey de Egipto pertenecía a la tribu de Cam, el hijo de Noé, llamado también Naracó, pero anteriormente a éste, existieron otros antiguos reinos de Egipto, ya señalados por el sapientísimo Manetón”.

* No podemos olvidar tampoco el importante testimonio de Diodoro de Sicilia, un famoso historiador griego del siglo I a. C., que empleó 30 años en escribir una Historia Universal, para lo cual visitó todos los lugares y monumentos que mencionó. En Egipto fue ilustrado por los sacerdotes y eruditos egipcios de aquella época, y no dudó en escribir que los primeros monarcas del país del Nilo reinaban desde hacía 23.000 años. Otra vez asomaban dioses y semidioses en la cronología de Egipto, en un tiempo en el que todavía no reinaban los seres humanos.

* Hay muchos otros testimonios extraordinarios de seres extraterrestres en la Tierra, como por ejemplo las figuras pintadas en Tassili, reproduciendo lo que parecen seres y naves de fuera de la Tierra, raptando a mujeres, y en otras actitudes.

Pero además de estos valiosos escritos, existen otras fuentes, como por ejemplo las que recoge en su libro “En busca de la Edad de Oro” el investigador Javier Sierra, de la mano de Robert Bauval:

“Robert Bauval me remitió a otros documentos egipcios mucho más antiguos que los escritos de Manetón, para ayudarme a centrar el problema. Esos documentos son los ya célebres Textos de las Pirámides, hallados en monumentos de ese tipo de la V y VI dinastías, o en los menos conocidos Textos de la Construcción*, esculpidos a lo largo de los muros de los templos de Edfu y Dendera. En ellos, según Bauval, se encierra la pieza clave para entender quiénes fueron los verdaderos fundadores de Egipto”.

[* Textos de la Construcción: En el Templo de Edfu están grabados los Textos de la Construcción. En éstos se habla de unos constructores conocidos con el nombre de los Siete Sabios, procedentes de una isla arrasada por las aguas. Estos sabios fundaron una hermandad secreta (Shemsu-Hor), con el objetivo de preservar, generación tras generación, algunos de los conocimientos matemáticos y astronómicos más relevantes].

Por último, también tenemos La Biblia o Sagradas Escrituras como documento histórico que habla también de unos dioses que bajaron a la Tierra y de sus descendientes gigantes, llamados también “héroes de renombre”. También la Biblia relata acerca de una longevidad primitiva, sobre todo en la época antediluviana. En su primer libro, Génesis, se revela por ejemplo que Noé vivió 950 años. Enós vivió 905 años. Cainán vivió 910 años. Mahalaleel vivió 895 años, y así un largo etcétera.

¿Años convertidos en Meses?

Algunos autores oficialistas han intentado explicar por qué los historiadores egipcios y los documentos encontrados hablaban de unos reyes antiguos tan longevos y de la existencia de unos seres considerados como dioses y semidioses. Según esta visión, los años en realidad serían meses, y todo lo referido a los dioses debía considerarse como simple mitología. Esa sería la única manera en la que podría explicarse el enigma de las “Cronologías Imposibles”. Pero este tipo de cómputo por meses no cuadra, porque entonces surgirían varios interrogantes:

1.- Si todos los historiadores y documentos antiguos, (piedras, estelas, papiros, etc…) a partir de la primera dinastía oficial de Menes, y siguiendo con las dinastías del Imperio Antiguo, Imperio Medio e Imperio Nuevo, contabilizan siempre los años como años y nunca como meses, ¿Por qué hay que considerar que los años se convierten en meses desde Menes hacia atrás en el tiempo?

2.- Dado el dominio magistral de las ciencias y los avanzados conocimientos celestes y astronómicos (en la antigüedad astronomía y astrología eran lo mismo) que tenían los egipcios, ¿cómo podrían confundir, o interpretar, un ciclo anual celeste con todas sus características, estaciones del año, paso de las constelaciones, solsticios, etc…, con un ciclo mensual?

Para cualquier astrólogo y astrónomo de hoy en día, esa explicación sería un disparate absolutamente espectacular. Se nos hace del todo imposible imaginar que los eruditos de Egipto pudiesen cometer semejante equivocación, antes al contrario, acusar de tal proceder viene a ser poco menos que un insulto para los conocimientos de los moradores de las riberas del río Nilo. La conclusión, evidente, es que un ciclo astronómico anual para los egipcios siempre fue de 1 año natural y nunca de 1 mes.

El mismo cómputo del tiempo sirvió para medir los reinados de los faraones humanos y el de los Reyes Dioses. Precisamente el movimiento y la vida de la bóveda celeste constituían para los egipcios la base de su religión, a la que confiaban sus almas, y respetar dichos ciclos cronológicos y celestes era algo absolutamente sagrado e imprescindible.

3.- La Historia y Ciencia oficiales han intentado interpretar los años como meses porque no les cuadran las cuentas. Se han inventado un cómputo de tiempo hecho a nuestra medida, a la de los seres humanos en la actualidad. Pero la contabilidad cronológica egipcia o babilónica iba por otro camino. Hemos visto ya, por ejemplo cuando hemos citado el Papiro de Turín, que los reinados de los Reyes se medía minuciosamente en años, meses y hasta en días. Luego entonces no hay justificación ninguna como para poder interpretar o confundir los años con los meses, ni los meses con los días.

¿Quiénes eran Los Akhu?

Algunas de las familias de Semidioses que reinaron en Egipto son denominadas “Akhu” o Espíritus. Akhu deriva de la raíz Akh, que significa luz, fulgor o brillo. Se puede traducir como espíritu transformado, espíritu luminoso, ser desarrollado o evolucionado, ser transfigurado, ser sobrenatural, etc… El Akhu tenía la cualidad de que podía dar a su ser cualquier forma que deseara. Un ser o espíritu se transfiguraba para intervenir en el mundo físico de la Tierra.

El Akhu se representaba como “un pájaro”, pero ante las personas se aparecía como si fuera un fantasma. Eran seres que podían intervenir tanto en el plano físico como en el plano invisible.

Cronologías imposibles en todo el mundo

Pero no sólo fueron los egipcios o babilonios, también los persas, hindúes, griegos, etc…, todos los pueblos antiguos escribieron acerca de una civilización de dioses y semidioses, y acerca de la gran longevidad de los primeros habitantes de la Tierra. ¿Todos los registros del mundo hablaban de dioses porque sí, y tenían los mismos errores de computación del tiempo, referenciando a unos reyes tan longevos? ¿De dónde podrían venir tales tradiciones sino del hecho mismo de que esos dioses existieron realmente, y que los habitantes de aquella época remota antediluviana vivían ciertamente muy largo tiempo?

¿Todo lo presentado aquí es simplemente la fabulación mitológica de los antiguos? Desde luego que no. Porque si por el contrario optamos por aceptar la versión de la ciencia oficial actual, entonces sí que tenemos que prepararnos para encontrar una explicación mucho más fantasiosa y manipulada, a la vez que contradictoria.

EXPONIENDO LA OCULTA RELIGIÓN DEL VATICANO

Exponiendo la oculta religión del Vaticano

Las religiones hechas por el hombre son, básicamente, una mezcla de diferentes prácticas paganas y idólatras. Casi todas estas prácticas religiosas, sus símbolos y tradiciones, tratan principalmente la adoración del Sol y los rituales de fertilidad. Cada uno es una adaptación de una religión a otra.

El sistema pagano babilónico de adoración en esencia se ha mantenido hasta nuestros días. Los antiguos Caldeos adoraban un panteón de dioses masculinos y femeninos. La más prominente forma de adoración en Babilonia fue dedicado a Dagón, el dios pez.

¿Te has preguntado por qué la mitra del Papa se parece a la cabeza de un pez? ¿Cuáles son los orígenes de este gorro ceremonial y qué es lo que realmente representa?

Ver también: El cristianismo es un cruel engaño

¿Cuál es el origen del gorra del Papa?

Dagón, el dios pez de los filisteos y los babilonios, vestía un gorro con forma de pez que todavía se ve hoy en día con el Papa y los obispos de la Iglesia Católica Romana.

Según el libro de Joseph Ruben, titulado Why Are The Young People Leaving The Church (¿Por qué los jóvenes abandonan la Iglesia),

"La mitra se deriva directamente de las mitras del antiguo dios pez pagano Dagón y la diosa Cibeles.

La mitra papal representa la cabeza de Dagón con la boca abierta, que es la razón de la forma puntiaguda y la división en la parte superior.

La historia que la iglesia quiere que creas dice:

"La forma de la mitra representa las lenguas de fuego que descansaban sobre las cabezas de los discípulos reunidos en el cenáculo el día del Pentecostés, cuando Dios envió el Espíritu Santo a la Iglesia."

Probablemente no sea eso, sino que se trate de una cabeza de pez.

dagon+papa+pez+religion+vaticano+(5).png

Una larga historia de Culto a los Anunnaki

"En su veneración y culto a Dagón, el sumo sacerdote del paganismo en realidad se ponía una prenda que se había creado a partir de un gran pez! La cabeza del pez formaba una mitra sobre la cabeza del hombre, mientras que su escamosa cola como abanico caía como un manto por detrás, dejando las extremidades humanas y los pies expuestos".

Nineveh and Babylon por Austen Henry Layard

dagon+papa+pez+religion+vaticano+(10).jpg

La más importante forma de adoración en Babilonia fue dedicado a Dagón, más tarde conocido como Ichthys o el pescado. En tiempos de Caldea, el jefe de la iglesia era el representante de Dagón, él era considerado como infalible, y fue tratado como ‘Su Santidad’. Las naciones sometidas por Babilonia tuvieron que besar el anillo y la pantufla del dios-rey de Babilonia. Las mismas potestades y los mismos títulos son demandados hasta el día de hoy para el Dalai Lama del budismo, y el Papa. Por otra parte, las vestiduras del paganismo, la mitra de pescado y las túnicas de los sacerdotes de Dagón son usados por los obispos católicos, cardenales y papas.

Wine of Babylon

dagon+papa+pez+religion+vaticano.jpg
Un mar de peces.

En la mitología babilónica, Ea era un dios del agua y era un híbrido, mitad hombre mitad pez. En la mitología griega, Ea era conocido como Oannes. Para cualquier nombre, este dios-pez se remonta a la manipulación genética del hombre por el Anunnaki, como lo demuestra el trabajo de Zecharia Sitchin.

Ver también: Ingeniería genética en la antigüedad

220px-Copia_de_Enki.jpg
Ea – Enki, quien era un Dios en la mitología Sumeria (Enki) y Babilonia (Ea).

Se cree que, durante el día, esta deidad emergía desde el agua y era el responsable de la enseñanza del arte, la ciencia y la escritura a la raza humana.

Beroso, un sacerdote babilónico del siglo tercero escribió una vez:

"Al principio llevaban una existencia un tanto miserable y vivían sin gobierno a la manera de las bestias (refiriendose a la raza humana). Pero, en el primer año después de la inundación apareció un animal dotado de razón humana, llamado Oannes, que se levantó de en medio del mar Erythian, en el punto donde estaban las fronteras de Babilonia.

Él tenía todo el cuerpo como de un pez, pero por encima de su cabeza de pescado tenía otra cabeza, que era la de un hombre, y los pies humanos emergieron desde debajo de la cola de pescado. Tenía una voz humana, y una imagen de él se conserva hasta hoy. Pasó el día en medio de los hombres sin consumir alimentos; él les enseñaba el uso de las letras, las ciencias y las artes de todo tipo.

Él les enseñó a construir ciudades, erigir templos, elaborar leyes, y les explicó los principios del conocimiento geométrico. Hizo a distinguir las semillas de la tierra, y les mostró cómo recoger los frutos; en definitiva les instruyó en todo lo que podría tender a suavizar las costumbres humanas y humanizar sus leyes. A partir de ese momento nada material se ha añadido a modo de la mejora de sus instrucciones. Y cuando el sol se ponía, este ser Oannes, se retiraba de nuevo dentro del mar, pues él era anfibio".

En el libro de Revelation, H. A. Ironside declara:

"Los principales sacerdotes llevaban mitras en forma de cabeza de pescado, en honor a Dagón, el dios pez, el señor de la vida – otra forma del misterioso Tammuz, como era revelado entre los antiguos enemigos de Israel, los filisteos. Cuando el sumo sacerdote estuvo establecido en Roma, tomó el título de Pontifex Maximus, que fue impreso sobre su mitra.

Cuando Julio César (que como todo joven romano de buena familia, era un iniciado) se había convertido en el jefe de Estado, fue elegido Pontifex Maximus, y este título tuvo lugar en lo sucesivo por todos los emperadores romanos hasta Constantino el Grande, que fue, uno y al mismo tiempo, la cabeza de la iglesia y sumo sacerdote de los paganos!

El título fue conferido después a los obispos de Roma y está hoy en día a cargo del papa, quien es así declarado ser, no el sucesor del pescador apóstol Pedro, sino el sucesor directo del sumo sacerdote de los misterios babilónicos y el siervo del dios pez Dagón, para el que lleva, como su predecesor idólatra, el anillo del pescador".

¿Te has preguntado por qué la gente le besa el anillo al Papa? ¿Por qué tantas personas prominentes (élite) besan el anillo del Papa?

5511-BushandPopex300.png

dagon+papa+pez+religion+vaticano+(13).jpg

El Anillo del Pescador, también conocido como el Anillo Piscatory, es una parte oficial de las insignias usadas por el Papa, que es la cabeza de la Iglesia Católica y sucesor de San Pedro, que era pescador de profesión. Se utiliza para destacar un bajo relieve de Pedro pescando sobre un barco, un simbolismo derivado de la tradición de que los apóstoles eran "pescadores de hombres" (Marcos 1:17).

¿Quién es Dagón?

dagon+mesopotamian+sculpture+-+Anunnaki+-+tree+of+life+-+DNA+manipulation+-+Mitre+pope+hat.jpg
Dagón en una escultura de Mesopotamia (Babilonia).

En la biblia, Dagón se remonta hacia alrededor del 3º milenio a. C., mucho antes del nacimiento de Jesucristo y fue mencionado por primera vez en Jueces 16:23, donde los filisteos ofrecieron un gran sacrificio a Dagón su ídolo después de que supuestamente entregó a Sansón para ellos.

Y los príncipes de los filisteos se juntaron para ofrecer un gran sacrificio a Dagón su dios, y para alegrarse; y dijeron: Nuestro dios entregó a Sansón nuestro enemigo en nuestras manos. – Jueces 16:23

Este es sólo uno de los muchos sacrificios rituales que vemos en la Biblia y no es diferente de cualquier sacrificio de hoy en día, como el 9/11 o cualquier guerra dada.

Muchos consideran que los Cananeos fueron parte de los Filisteos que adoraban adoraban a Baal, Astarté y Dagón. Estas fueron algunas de las tempranas culturas de culto al sol que han dado lugar a muchas de las metáforas que vemos en la religión moderna.

En Mali, hay una tribu llamada los Dogones, cuya leyendas desde su legado fueron utilizados por los egipcios y dinastías posteriores. El Dogon sabía de constelaciones y alineaciones que la ciencia no había "descubierto" hasta muchos años más tarde, como Sirius B.

Ver también: La misteriosa conexión entre Sirio y la Historia de la Humanidad

Según la leyenda Dogon, los Nommos llegaron desde el sistema estelar de Sirio en un recipiente junto con el fuego y el trueno, o como diríamos hoy en día, en un OVNI. Los Nommos eran mitad hombres y mitad peces y podían vivir tanto en tierra como en el agua. También se los conoce como "Maestros del Agua", "los Monitores", y "los Maestros".

Nommos01.jpg
El Nommo

¿Quizás las ranas, delfines y ballenas fueron creados y colocados aquí por el Nommos? El misterio de las sirenas puede originarse a partir de esta premisa. A lo largo de la mitología, vemos a humanos similares a peces, sirenas y tritones, por ejemplo, Poseidón o Neptuno.

Concluyendo. ¿Podría el Vaticano haber estado adorando en forma encubierta a un dios extraterrestre de tiempos antiguos? ¿Porque están tan interesados en la astronomia y la búsqueda de vida extraterrestre? ¿Acaso están esperando la pronta llegada de su dios extraterrestre Dagón?

Las escrituras bíblicas y los textos sumerios son una base sólida para la comprensión de que los extraterrestres (Annunaki) son entidades no muy benévolas y que destructivamente han intervenido en la historia humana. Esperemos por el bien de la humanidad que ese pez no pise tierra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s